TAC 3D o Dentascan nos ofrece una radiografía en tres dimensiones que nos permite estudiar la situación real de tu boca. Podemos ver el volumen de hueso y de encía que nos permite saber con más precisión qué actuaciones llevar a cabo en el tratamiento que acometemos en cada caso.

La Radiografía para Implantes Dentales nos permite conocer el espesor de hueso antes de comenzar para así saber si debemos realizar alguna técnica de regeneración previa. Evitamos así sorpresas y podemos dar pasos firmes y seguros en cada tratamiento de implantología.

Para la extracción de dientes, incluso si aún no han salido del todo. Nos permite ver su posición tridimensional y planificar así el abordaje sin errores, conociendo la posición exacta del nervio.

Para Ortodoncia en casos complejos hacemos un estudio de alta precisión eliminando cualquier riesgo.

En Endodoncia nos permite ver con exacta precisión los conductos y raíces a tratar, reduciendo a cero cualquier acción errónea en la intervención.

En definitiva la incorporación de las nuevas tecnologías a los diagnósticos y tratamientos dentales ofrece una gran ventaja que sabemos aprovechar ya que nos permite hacer una reconstrucción tridimensional dental.

Visualizamos el resultado de la radiografía 3D con el software INVIVO. Nos permite una perfecta planificación de la cirugía a practicar guiados por el sistema informático que nos lleva hacia el punto exacto para colocar el Implante Dental.

Nos ayuda a saber que disponibilidad ósea hay en la zona de colocación de los implantes y al ti como paciente porque de forma visual entenderás el tratamiento que se te va a realizar. 

Lo verás en pantalla incluso con la prótesis colocada.

Es, sin duda, nuestra herramienta más importante por que nos permite identificar cualquier problema con total exactitud, lo que nos ayuda a determinar el mejor tratamiento y ha llevarlo a cabo con total precisión.